Noticias Consejos 5 consejos para lidiar con un "jefe malo"

5 consejos para lidiar con un "jefe malo"

Sobrevive a ese jefe que te hace la vida imposible.

Pasamos la mayor parte de nuestro tiempo trabajando, lo cual nos facilita  que nos encontremos con nuestro jefe muy seguido, esto da como resultado que nos veamos influidos por su actitud y forma de llevar las cosas, pues no es lo mismo trabajar con alguien amable y paciente que con alguien estresado y enojado.

En este artículo te daremos algunos consejos si tú eres una de esas personas que debe lidiar con un jefe malo, no te des por vencido y enfrenta esta situación de la mejor manera.

1.- ¿Realmente se trata de un "mal jefe"?

Antes que nada ponte a pensar si tu jefe ha tenido esta mala actitud siempre o sólo se trata de una mala racha. Debes considerar que también son personas y que tienen una vida fuera de la oficina, no todos son perfectos y más cuando enfrentan situaciones complicadas. Así que antes de actuar, ponte en sus zapatos.


2.- No permitas que afecte tu trabajo

Aunque tu jefe sea la peor persona y te hierva la sangre con tan sólo escucharlo, debes actuar siempre de la manera más profesional posible, no dejes que tus emociones interfieran o terminarás por complicar todo. Lo mejor es seguir con tu trabajo y dejar de lado todo lo que pueda afectar.


3.- Identifica los detonantes

Una manera sencilla de evitar problemas con tu jefe es identificar las cosas que lo sacan de quicio. Trata de tener a tiempo las tareas que te encomienden, no llegues tarde, respeta los horarios de comida y deja de dar excusas. Tal vez el problema lo generas tú mismo.



4.- Habla con un supervisor

Si piensas que la situación ya se está saliendo de control es necesario que hables con alguien de jerarquía superior para discutir los problemas que tienes . Asegúrate de utilizar un lenguaje profesional y evita hablar mal de tu jefe, expón ejemplos de los problemas que se han suscitado y trata de llegar a una solución.


5.- Decide si vale la pena abandonar tu trabajo

Lamentablemente no siempre se solucionan los problemas como debe de ser y en ocasiones intentar arreglarlos sólo complica más las cosas. Si ya no te sientes cómodo en el trabajo es hora de pensar seriamente en buscar un nuevo lugar, pues de nada sirve estar en un sitio donde no te sientas a gusto.



Fuente: Oficina empleo

Compartir

También te puede interesar

TIPOS DE PERSONAS DIFÍCILES DE TRATAR

1.- El compañero Hostil Como estas personas pueden ser muy sensibles a las críticas y hasta reaccionar frente a ellas...

6 tipos de trabajo que no debes aceptar si...

A finales de la década de los noventa, la modalidad de Freelance o trabajador independiente que ya existía desde la Edad...